¿Cómo se cambiará el transporte en 10 años?

cambiará el transporte 10La urgente necesidad de reducir la contaminación, además del uso y abuso de los vehículos privados, está promoviendo la aparición de nuevas herramientas tecnológicas que propenden por una gestión integral en el tema de la movilidad.

Esta no es, en la actualidad, muy diferente de lo que sucedía en la década de los años 80s, en vista de que los vehículos automotores privados siguen predominando, generando los atascos.

Es urgente desarrollar políticas que mejoren la movilidad, tanto por las razones esgrimidas, como por el factor medioambiental. Así las cosas, la Unión Europea pretende alcanzar una logística sin emisiones de CO2 y de otros gases, para el año 2030.

Para ello, se está desarrollando una tendencia hacia nuevos modelos de transporte, basados en la demanda, por lo que los autobuses no pasarán en horas específicas, sino cuando haya usuarios esperando.

El transporte interurbano de los años por venir, se hará mediante trenes “levitantes” y cápsulas que circulan por tubos. Los trenes de levitación magnética o “MagLev”, que ya son una realidad en Shanghai (China) y en Japón, se terminarán imponiendo en todas las capitales más importantes del mundo, para 2027.

Sobre los trenes que circulan por entre tubos, se calcula que serán una realidad en las grandes ciudades para 2030-2035.

Otra novedad, será el “Hyperloop”, que es una mixtura entre el tren y el avión. Se trata de unas cápsulas presurizadas que harán las veces de los vagones de los trenes, que circularán por entre tubos muy sofisticados. Se desplazarán a unos 1.200 kilómetros por hora.

Transporte aéreo, transporte inteligente y los vehículos autónomos

cambiará el transporteSobre el transporte aéreo, digamos que los vehículos no tripulados siguen en la mira de los ingenieros de todo el mundo. Tal es el caso de los drones, que necesitarán de un desarrollo legislativo muy minucioso, al tiempo que no demandarán nuevas infraestructuras.

De otra parte, ya se está trabajando intensamente en los aviones impulsados por energía eléctrica. Este nuevo sistema de transporte aéreo traerá retos en lo que respecta a los costos, especialmente en los países en desarrollo, como es el caso del Perú.

Sin embargo y por fortuna, ya existen los sistemas de prepago online, siendo Paysafecard el líder y precursor en tal sentido. Se trata de una compañía que ya está haciendo presencia en 45 países, entre ellos, algunos en vía de desarrollo. Para el caso del mencionado país sudamericano, Paysafecard Perú ya es una realidad desde hace algunos años.

Los sistemas de transporte inteligente, que ya se están empezando a implementar en las grandes ciudades de Norteamérica y Europa, representarán un drástico cambio en los modelos de transporte. Sin embargo, requieren (y requerirán) de un enorme despliegue tecnológico.

Estos sistemas comprenden 3 áreas de aplicación: de un lado, sistemas de gestión del tráfico y soluciones de movilidad para monitorizarlo. De otro, el sustancial mejoramiento de la señalización y la regulación del flujo de vehículo. Y, por último, sistemas inteligentes de cobro de peajes, para que los conductores los puedan pagar sin detenerse.

El vehículo eléctrico autónomo, es otro de los grandes desafíos. Sin embargo, será necesario desarrollar cuidadosos sistemas de seguridad, porque se necesita compartir una enorme cantidad de información a través de internet. Los riesgos más importantes son la destrucción, la interceptación de datos y, sobre todo, el control de un dispositivo por parte de un atacante/delincuente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *